Selección argentina
Miércoles 16 de Noviembre de 2016

Anello dijo que tiene pruebas contra el Pocho Lavezzi y tildó a los jugadores de "cobardes"

El periodista destacó que los futbolistas de la selección lo utilizaron como excusa para no hablar más con la prensa.

Poco después de la conferencia de prensa de anoche en la que Lionel Messi anunció que los jugadores no hablarán más con la prensa, todas las miradas apuntaron a Gabriel Anello, el periodista que lanzó la acusación a Ezequiel Lavezzi que desató el enojo del plantel.
Anello anoche habló en Fox Sports y dijo que las declaraciones de Messi fueron una "tontería", acusó a los futbolistas albicelestes de "cobardes" y aseguró que le "encantaría" encontrarse en tribunales con el Pocho para mostrarle "otras cosas suyas que sí son de la vida personal"
"Me parece una tontería que Messi diga que es la primera vez que se habló de esto. Yo, al menos, lo hablé dos veces. Porque esto me lo contó la misma persona que me había dicho en su momento lo que había pasado con Banega en el doping previo al Mundial 2014 y que Crespi lo había sacado por la puerta de atrás a Lavezzi", aseguró Anello.
Y agregó: "Yo no soy amigo de los periodistas, a mí no me importa quedar bien o mal con un jugador o con un dirigente. Yo no vivo de ellos, no vivo de una nota, vivo de hacer mi periodismo. Y mi periodismo, a veces simpático y a veces antipático, me lleva a decir cosas que uno se entera. Encantado me encontraría en Tribunales con Lavezzi. Y no es un desafío. Ojalá que Lavezzi me lleve a tribunales para que yo le muestre otras cosas suyas que sí son de la vida personal. Esto no es un tema personal. No me parece que sea un tema personal estar en una concentración de fútbol fumando algo que está prohibido o tomando algo que está prohibido o comiendo algo que está prohibido. Me parece que denunciarlo está dentro del trabajo nuestro. Después, que en la casa haga lo que quiera. Estaba concentrado en el predio de la selección, preparando un partido de la selección en fechas de eliminatorias".
Además Anello afirmó que los futbolistas lo usaron de "chivo expiatorio" para dejar de hablar con los medios. "Hay una cobardía en los chicos de la selección de quedarse con el mensaje que yo dije. A ver, simplemente podrían haber dicho 'no queremos hablar más con esa persona'. Si el problema soy yo, que no hablen más con mi medio y se acabó la historia".

Comentarios