Policiales
Sábado 06 de Agosto de 2016

Acopiaban armas de alto poder de fuego y las alquilaban por 500 pesos la noche

La policía provincial allanó viviendas de Rosario donde se hallaron casi 20 armas y gran cantidad de municiones.

De acuerdo a los datos de inteligencia que logró reunir la Dirección Provincial de Prevención y Control del Narcotráfico, las 19 armas con alto poder de fuego secuestradas ayer en tres allanamientos a viviendas de Rosario se alquilaban a delincuentes por 500 pesos la noche para cometer todo tipo de delitos.Dos hombres mayores de edad quedaron detenidos en el marco de los operativos. Y ante ese panorama preocupante respecto a la circulación de armamento, el Ministerio de Seguridad relanzó una línea telefónica gratuita para denunciar situaciones irregulares en el ámbito de la policía y de la sociedad civil.

   "Una ferretería". Así se le dice en la jerga policial a los espacios clandestinos donde se acopian armas ilegales. Son viviendas particulares, verdaderas cuevas que alimentan la delincuencia. Y aunque no es su terreno específico, pesquisas de la ex Drogas Peligrosas obtuvieron datos concretos acerca de algunos de esos rincones de la ciudad.

   Así, con el apoyo de personal de la Guardia de Infantería allanaron dos casas: dos en Castellanos al 3400, y otra en Vera Mujica y pasaje Arias, donde se hallaron las poderosas armas de fuego.

Las alquilaban. Al dar detalles del procedimiento, el director de Drogas, Alejandro Druetta, se permitió confirmar las sospechas respecto al uso y destino de las armas. "Nos enteramos que había dos lugares que alquilaban armas de fuego a un promedio de 500 pesos la noche a delincuentes y soldados de algún búnker", indicó el funcionario.

   Frente a la vivienda de Castellanos al 3400, Druetta aclaró que se elaboró un informe respecto a la investigación que se le presentó a la Fiscalía de Flagrancia que libró las ordenes de allanamiento.

   "Eran tres domicilios apuntados por los informantes. Hoy irrumpimos en esos lugares. Se encontraron 19 armas de fuego, la mayoría de ellas con la numeración limada, armas de guerra, y unas 150 municiones calibre 45 y 9 milímetros", detalló Druetta.

Peligrosas e importadas. Al describir el poder de fuego de las armas, destacó que hay una pistola Intratec fabricada en Miami que tiene doble cargador de 30 tiros cada uno y cañón roscado de fábrica para usar con silenciador, un elemento que en manos equivocadas puede ocasionar un verdadero río de sangre".

   Además se incautaron dos pistolas calibre 9 milímetros marca Thunder y Brown con la numeración limada; dos revólveres calibre 38 y 32, una carabina 22 Magnum con mira telescópica que se usa para cacería.

   Aunque no estaba previsto, en un entretecho de la vivienda de Castellanos al 3400 se halló también una bolsa que contenía 830 gramos de pasta base de cocaína, además de 13.000 pesos en efectivo.

   Respecto a los detenidos, Druetta indicó que uno de ellos es un hombre de 35 años, vive en la casa de calle Castellanos y no cuenta con antecedentes penales. En Vera Mujica y Pasaje Arias se detuvo a hombre de 30 años y se secuestraron una carabina 22, municiones y una bomba aérea desactivada, fuera de uso.

   "Según los dichos de calle (investigación) se pagaban 500 pesos la noche por cada arma. Es algo que no está probado, pero se corrobora con los secuestros. Realmente parece una armería", dijo Druetta.

   Finalmente recalcó lo difícil que resulta determinar el origen de las municiones, muchas de las cuales son recargadas. Sin embargo remarcó que una de las pistolas Bersa Thunder con numeración limada y cargador de 17 disparos poseía documentación de la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ex Renar). "Puede haber sido robada en un escruche a su real titular", deslizó.


Comentarios