Ovación
Viernes 07 de Octubre de 2016

A no resignarse a seguir zafando

Los dos partidos que afrontó la selección nacional conducida por Bauza sin Lionel Messi los zafó. Ese verbo acaso sea el mejor registro para este nuevo 2 a 2 fuera de casa, ante dos de los peores equipos de Sudamérica hoy. No los perdió, es cierto, pero en ambos la producción fue floja, fue por momentos dominado, llegó poco al arco de enfrente y, si en términos numéricos hay que reflejar este balance más negativo que positivo de dos empates, hay que decir que al termino de la primera rueda de las eliminatorias hacia el Mundial 2018, Argentina la terminó en el 5º puesto, el del repechaje. Por lo tanto, hoy debería jugar una llave definitoria con un equipo de Oceanía.

Entonces, hay motivos para que el Patón se preocupe. Cuesta creer que su ideario de equipo, más allá de que en su historia haya jugado con varios esquemas, sea el que presentó en Lima, con demasiados hombres en ofensiva, pocos para armar juego y menos para defender en un mediocampo donde fue libre tránsito para Perú cuando en el complemento se sacó sus complejos de encima. Quizás a Bauza le sirva el ejemplo de Sabella en el Mundial de Brasil. "Su" equipo, a contramano del ultraofensivo que puso en la 1ª fase, recién lo encontró cuando puso a Biglia. Al menos mientras Messi no esté, debe buscar ese equilibrio mentado para no resignarse a seguir zafando.

Comentarios