Política
Lunes 15 de Agosto de 2016

A la espera de la Corte y de Aranguren en Diputados

A la espera de una definición de la Corte Suprema sobre los aumentos de tarifas y que el ministro de Energía, Juan José Aranguren, exponga mañana en un plenario de comisiones de la Cámara de Diputados, dirigentes nacionales y provinciales criticaron la judicialización del tema.

A la espera de una definición de la Corte Suprema sobre los aumentos de tarifas y que el ministro de Energía, Juan José Aranguren, exponga mañana en un plenario de comisiones de la Cámara de Diputados, dirigentes nacionales y provinciales criticaron la judicialización del tema.

En ese sentido se expresaron ayer los ministros de Justicia, Germán Garavano, y de Desarrollo Social, Carolina Stanley; la canciller Susana Malcorra y el gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet.

A su vez, el diputado nacional y ex ministro de Planificación Julio De Vido replicó las criticas de funcionarios por el congelamiento de tarifas durante doce años y planteó que en la reunión de mañana en la Cámara baja "no está en juego ninguna herencia recibida sino el escandaloso tarifazo del gobierno de Mauricio Macri".

Aranguren concurrirá, a las 14, al plenario de las comisiones de Asuntos Constitucionales, Presupuesto y Hacienda, Energía y Combustibles, Obras Públicas y de Defensa de la Competencia para informar sobre los nuevos cuadros tarifarios de luz y gas, en medio de la expectativa de que en los próximos días se conozca el fallo de la Corte Suprema sobre los aumentos, actualmente frenados por la Justicia.

En ese contexto, Garavano aseguró que "hay una sobredosis de Comodoro Py", que "es una parte muy chica de la Justicia", y denostó la "excesiva judicialización de las decisiones políticas".

Asimismo, reconoció que zanjar el conflicto "es un tema central que tiene que resolver la Justicia y el gobierno la respetará".

Por su parte, Stanley advirtió que si la Corte Suprema suspende la suba de tarifas autorizada por el gobierno "se retrotrae todo a una situación previa y se perdería la tarifa social", aunque estimó que el alto tribunal no tomaría "una medida en la que vaya todo a foja cero".

Asimismo, Malcorra estimó que la judicialización del tema tarifario "no es bueno para el ordenamiento interno ni para la imagen de la Argentina ante el mundo".

Al respecto, señaló que "estas cuestiones las está mirando el mundo para ver hasta dónde la Argentina tiene un modelo sostenible en el largo plazo".

En igual sintonía, Bordet dijo que "no se puede seguir judicializando" el aumento a las tarifas de los servicios y confió en que "la Corte Suprema pueda tomar una definición en esta semana para llevar certidumbre".

Por su parte, De Vido refutó los dichos del jefe de Gabinete, Marcos Peña, y otros funcionarios sobre el congelamiento de las tarifas.

"Con esas tarifas atrasadas construimos 12 mil megavatios, 2.500 kilómetros de gasoductos y 5.500 kilómetros de líneas de alta tensión. Y terminamos Atucha y Yacyretá, paralizadas por los notables que ahora los asesoran", afirmó.

Además, destacó que "la voluntad de la Cámara baja es interpelar a Aranguren por todos los escándalos que protagonizó en estos ocho meses".

Comentarios