Copa Argentina
Viernes 15 de Julio de 2016

A Central le costó más de la cuenta, pero venció a Villa Mitre y avanzó en la Copa Argentina

El canalla superó con mucho esfuerzo por 1-0 al equipo bahiense en Junín y en la próxima instancia del torneo jugará ante Atletico Rafaela. El defensor Esteban Burgos, a los 30 del complemento, marcó el gol de la victoria para Central que no pudo plasmar en el juego la diferencia de jerarquía entre un equipo y otro. NOTICIA EN DESARROLLO

A Central le costó mucho más de lo esperado. Logró sacarse de encima a Villa Mitre de Bahía Blanca, en Junín, en un partido muy cerrado y parejo y que incluso en varios pasajes del complemento le resultó adverso desde el trámite del partido.

Recién a los 30 minutos del segundo tiempo, cuando el equipo bahiense había empezado a sentir el trajín el canalla pudo marcar el desnivel en el arco rival, justamente en una de las primeras chances que tuvo en esa etapa.

Pero más allá de esta jugada y de alguna otra situación en el primer tiempo, al equipo de Coudet le costó una enormidad marcar diferencias ante un equipo del Federal A (fue 1-0). Justo es decir también que los canallas están en pleno proceso de preparación y que, por ende, es lógico que no se vea un gran funcionamiento y algunos desacoples, pero más allá de eso, tampoco pudo imponer nunca la diferencia de jerarquía que hay entre un equipo y otro.

Central arrancó un poco mejor, pero enseguida el trámite se hizo muy parejo, con un equipo bahiense al que pareció no pesarle al menos en el inicio la diferencia de categoría.

Sin embargo, en la primera llegada del canalla tuvo el gol, tras un tiro libre desde la derecha y una mala salida del arquero bahiense, pero le quedó alta a Musto y no pudo definir.

Y sin que mediera demasiado en el partido, el equipo de Coudet tuvo la más clara a los 15, cuando el debutante Mauricio Martínez metió un cabezazo perfecto, tras un anticipo en el primer palo, a la salida de un córner y el arquero en espectacular reacción le ahogó el grito.

Pero como para marcar presencia y dejar sentado que los bahienses no fueron a Junín a pasear, Cantoni estrelló un remate en el palo derecho de Sosa, a los 17, que casi le corta la respiración a los hinchas canallas. Tras un pelotazo en el área, Juan Pablo Zárate la aguantó en el área y se le cedió para Cantoni, que llegó libre de marcas y de frente al arco le pegó al palo. Y un tiro libre que nadie alcanzó a tocar en el área canalla y que Sosa vio como el balón se iba cerca del arco.

Poco más pasó en esa etapa, salvo un remate sin demasiada potencia de Ruben que el arquero contuvo en el primer palo, y una jugada en la que todo Villa Mitre pidió un penal inexistente de Musto contra un delantero bahiense.

La modorra se sacudió a los 38' cuando Lo Celso sacó un remate de lejos, que se fue muy cerca. Un buen intento del Diez canalla, que también marca a las claras que le cuesta llegar con claridad al canalla, que unos minutos antes había tenido otra, luego de una asistencia de Lo Celso para Ruben, que tras eludir al arquero se quedó sin ángulo y lo taparon entre varios defensores.

En el complemento tuvo un trámite parecido, pero al canalla le costó mucho encontrar juego, no tuvo claridad ni profundidad ante un equipo bahiense que a medida que pasaban los minutos se afirmaba y se sentía más seguro, a partir de no tener ninguna obligación.

De hecho, a los 13 marcó un gol, tras un tito libre de Romero, que el árbitro anuló por que era indirecto y nadie la tocó antes de que se metiera en el arco de Sosa, en la que fue sin duda la gran polémica de la tarde.

Mientras que unos minutos después Alan González sacó un derechazo desde la mitad de la cancha que casi se le mete por encima a Sosa, que la sacó por encima del travesaño.

Luego de ese cimbronazo, Central sintió el impacto y empezó a hilvanar alguna jugada colectiva, aprovechando también que Villa Mitre empezó a sentir el esfuerzo.
Así lo tuvo Montoya, tras una buena jugada de Lo Celso, y un par de minutos después apareció el defensor Esteban Burgos, para capturar un rebote luego de un tiro libre de Giovani que el arquero no alcanzó a contener, y desató el festejo y, sobre todo, el desahogo canalla.
Embed
A Central le costó muchísimo imponerse ante un rival de menor jerarquía como Villa Mitre, más allá de logró su cometido se pasar de fase, donde ahora lo espera Atlético Rafaela, un rival más encumbrado que el de hoy y que será más medida para ver dónde está parado el equipo de Coudet para la temporada que se avecina.

Comentarios